top of page
Buscar

El Poder Aéreo en el conflicto Rusia Ucrania a 15 meses de inicio.

Por Ángel Rojo


Como se puede apreciar, Ucrania se encuentra en la fase de preparación de una contraofensiva terrestre. Para ello y desde el punto de vista aéreo, ha recibido refuerzos de diferentes sistemas de defensa aérea para proteger sus ciudades y de misiles de crucero y drones de largo alcance que les permite atacar detrás de las líneas rusas. Pero no se observan grandes avances hasta el presente.

Rusia, por su lado, viene tratando de demorar la contraofensiva ucraniana a través de ataques masivos con misiles balísticos, misiles de crucero y drones kamikaze a diferentes posiciones, incluso la capital fue hostigada repetidamente, los cuales se vienen intensificando durante el último mes.

Si bien los mandos ucranianos aseguran que su defensa antiaérea derribó la mayoría de ellos, esta información es negada por los rusos. En el mismo sentido, Ucrania acusa a Rusia de que sus ataques están dirigidos a blancos e infraestructura civil, como es la red eléctrica, mientras que Rusia declara haber atacado lugares de almacenamiento de municiones, armas y equipos militares, incluidos aquellos entregados desde países occidentales.

Como pueden ver, los datos que trascienden son contradictorios y por lo tanto es difícil deducir cuál es la verdad.

Para tratar de ordenar la información vamos a seguir los siguientes puntos:



Pedido de aeronaves de combate avanzadas

Ucrania viene insistiendo en el pedido de aviones cazas avanzados, siendo apoyado por algunos países, especialmente por Polonia; no habiendo prosperado hasta la actualidad. Ucrania ha planteado en diferentes ámbitos la necesidad de contar por lo menos con 50 cazas F-16 para poder efectuar cierta disuasión y poder apoyar su contraofensiva.

Pero esto no se ha materializado debido fundamentalmente en la precaución que tiene EEUU de no escalar el conflicto dada la posibilidad de realizar ataques en la profundidad del territorio ruso que estos medios permitirían a Ucrania, como así también, por el hecho de que este tipo de aeronaves de combate son muy costosos, tanto para su adquisición como para su operación, lo cual le restaría apoyo en otras áreas que más necesitan, como es la defensa antiaérea y munición de largo alcance.



Independientemente de ello, Ucrania lleva recibido unos 28 MiG-29, la mitad de ellos provistos por Polonia, y también ha comenzado a recibir cazas de este modelo de Eslovaquia.

Sin embargo, en la reciente visita de Zelensky a Reino Unido se confirmaron planes para avanzar en el entrenamiento de pilotos ucranianos en vistas a la posibilidad, cada vez más cercana, de que se liberen este tipo de aeronaves; pero esto todavía está lejos de producirse porque EEUU debe dar su aprobación.



Más allá de que se concrete en algún momento la entrega de aeronaves F-16, continúa el aporte de diferentes armamentos. Entre ellos podemos mencionar el suministro de misiles de crucero Storm Shadow por parte del Reino Unido. Si bien, la compatibilidad del misil con los aviones disponibles en Ucrania aún es una incógnita, existe la posibilidad de programarlos desde tierra, lo cual es una alternativa viable para su empleo. Según algunas fuentes, Polonia habría ayudado a llevar a cabo la integración del misil de crucero en los Su-24.

Este misil tiene un alcance de unos 250 km, un poco por debajo de los ATACMS (sistema de misiles tácticos del ejército de unos 300 km de alcance) que EEUU venía dilatando la entrega.

Estos misiles podrían ser integrados en el Su-24 y el Su-27 por la capacidad de carga portante de estos aviones.



En los últimos días fue utilizado en el ataque a Lugansk y algunos de ellos fueron interceptados, según fuentes rusas, pero no se han presentado pruebas de ello.

También se ha observado en el campo de batalla el empleo de señuelos aéreos. Estos son misiles de crucero con una ruta programada que simulan electrónicamente diferentes tipos de aeronaves, los cuales son empleados para saturar las defensas aéreas. Se estima que debe ser por el empleo de ellos que Rusia reclama el derribo de 400 aviones ucranianos, cuando ese número no se puede juntar con todos los aviones de ucrania y de los países del ex bloque soviético.

Se supone que, durante el año pasado, cuando se integraron los misiles anti radiación AGM-88 HARM en la flota de MiG-29 también se integró, con un notable secreto, los misiles de crucero señuelos ADM-160B. Estos fueron provistos por EEUU sin mencionarlo en los paquetes de ayuda.

El uso de misiles de crucero Storm Shadow en el ataque de Lugansk, así como la introducción de señuelos ADM-160, han sorprendido a las fuerzas rusas.


Diseño operacional

Otro punto importante es el diseño operacional por parte de Ucrania orientado a la negación del espacio aéreo debido a que la diferencia de cazas no le permitía lograr la superioridad aérea. Esta estrategia se llevó a cabo gracias a los sistemas de defensa antiaérea que fueron entregados y que se incrementaron para poder defender a Kiev y otros puntos del país de los ataques con misiles y drones kamikazes rusos. Estos sistemas han demostrado gran efectividad, hasta el punto que EEUU acredita la destrucción de un misil hipersónico Kinzhal por las baterías Patriot.

Además de las baterías Patriot, también dispone de IRIS-T, NASAMS y S-300 y recientemente llego una batería SAMP/T.


De arriba abajo y de izquierda a derecha: SAMP/T, NASAMS, Patriot e Iris-T.



El misil Kinzhal es un misil hipersónico con un alcance de +2000 km a 3000 km depende de la aeronave de cual es lanzado, alcanza la velocidad de entre Mach 10 a 12 y con capacidad de realizar maniobras evasivas en cada etapa de su vuelo. Actualmente esta tecnología la poseen Rusia y China.

A efectos de incrementar la defensa aérea, últimamente EEUU le pidió a Turquía que le diera sus S-400 a Ucrania, a lo cual Turquía se negó. Recordemos que por la compra de este sistema de defensa ruso Turquía quedó fuera del programa F-35. Asimismo, Israel rechazó la venta del sistema de defensa Iron Dome a Ucrania por cuestiones geopolíticas.



Incapacidad de Rusia de realizar operaciones de supresión de las defensas aéreas

Otro punto fue la incapacidad de Rusia de realizar operaciones de supresión de las defensas aéreas, por lo cual los ataques que realiza son a través de misiles de crucero o drones kamikazes para evitar el derribo de sus propios aviones y, en relación con ello, tampoco ha demostrado la capacidad de realizar operaciones a gran escala. Estas operaciones involucran diferentes sistemas de armas con diferentes capacidades para detectar, interferir y destruir los sistemas de defensa aérea, además de proteger a los medios de ataque. Esta situación no se ha modificado hasta el momento.

Por ello la Fuerza Aérea Rusa emplea ataques con misiles o con bombas guiadas que pueden ser lanzadas fuera del alcance de las defensas aéreas ucranianas y en general, o por lo menos, lo que declara Ucrania es que están dirigidas a afectar la infraestructura civil.

Sin embargo, funcionarios estadounidenses revelaron que el objetivo principal del misil crucero Kinzhal ruso era precisamente el sistema Patriot y, a pesar que el misil fue interceptado, las emisiones de radar necesarias para detectar objetivos lejanos también dejaron al descubierto la ubicación precisa de la batería Patriot, lo que la hace susceptible de ser localizada gradualmente por las fuerzas rusas.

En la madrugada del martes 16 se realizó un ataque masivo desde múltiples flancos con misiles balísticos, misiles de crucero y drones kamikaze, parte de los cuales fueron derribados. Después de haber agotado los misiles se impactó en una pieza de defensa aérea, que por declaraciones posterior resultó ser un Patriot.

El bombardeo de misiles rusos apunta a Kiev y otras regiones lejos del frente buscando la destrucción de sistemas Patriot y depósitos de municiones.


Señuelos ADM-160B

Empleo de drones

Respecto del empleo de drones, se ha visto un uso intensificado por ambos bandos.

Por parte de Rusia está realizando ataques nocturnos, sumándolos al empleo de misiles de crucero con el objeto de saturar las defensas. Esta empleando masivamente los drones Shahed-136/131 de fabricación iraní, de los cuales ha adquirido unos 1.000 y que según Ucrania le lleva derribados aproximadamente 500. Además, se están empleando los UAV Orlan-10 y Lancet de fabricación rusa, entre otros.

Por el lado de Ucrania se han difundido cantidad de videos de ataques a soldados, tanques y, como más significativo, podemos mencionar que, durante la noche del miércoles 3 de mayo, un par de vehículos aéreos no tripulados de origen desconocido se precipitaron contra la residencia presidencial donde se aloja Vladimir Putin.

A fin de febrero se produjo además un ataque en una base de Bielorrusia a una aeronave A-50 de alerta temprana en vuelo, si bien no le ocasionó grandes daños, demuestra el empleo táctico de drones comerciales.



Otras peculiaridades del conflicto

· La capacidad de guerra electrónica de Rusia para interferir las señales GPS en Ucrania, lo cual hace que municiones que emplean estos sistemas para su precisión (M142 HIMARS, M270 MLRS y JDAM) sean ineficaces. Por su lado, EEUU no se queda atrás en el empleo de las mismas técnicas, lo cual ha ocasionado el fratricidio por confusión en la artillería antiaérea rusa.

· El éxito ucraniano hasta el momento se puede atribuir en parte a la incompetencia del liderazgo militar ruso y a problemas doctrinarios, pero también ha contribuido el apoyo de medios constante de EEUU / OTAN y en especial de la transmisión ininterrumpida de inteligencia procesable a las fuerzas ucranianas por parte de activos ISR aéreos de EEUU / OTAN, como E-3 AWACS y E-8 JSTARS, no solo para dar la alerta temprana de los movimientos del enemigo, sino también para guía de los misiles ucranianos.



· Los analistas señalan que las Fuerzas Aeroespaciales Rusas continúan desplegando una cantidad similar de aviones en apoyo de la guerra en Ucrania y que lo han hecho durante muchos meses. La actividad aérea ahora está más o menos en línea con la tasa diaria promedio observada desde el verano de 2022, según informe de la inteligencia británica.

Ellos creen que el poderío aéreo ruso continúa teniendo un desempeño significativamente inferior en la guerra, limitado por una continua y alta amenaza de las defensas aéreas ucranianas y a la dispersión de sus bases debido a la amenaza de ataques contra los aeródromos rusos. Los aviones de combate rusos operan casi exclusivamente sobre territorio controlado por Rusia, lo que les impide desempeñar su papel de manera efectiva.

En toda Rusia, las Fuerzas Aeroespaciales Rusas probablemente mantienen una flota en gran parte intacta de aproximadamente 1500 aviones militares tripulados, a pesar de haber perdido más de 130 desde el comienzo de la invasión. Sin embargo, es poco probable que se esté preparando actualmente una gran campaña aérea con las circunstancias actuales del campo de batalla, lo cual le podría infligir pérdidas insostenibles de aeronaves.

Sin embargo, en un movimiento estratégico, Rusia está tomando medidas para establecer un grupo especial de aviación conocido como “Tormenta” que se encargará de llevar a cabo tareas especiales en la zona de guerra de Ucrania. La formación de este grupo de élite es una clara señal de readecuar las tácticas de combate que estaba empleando.

Según informes de fuentes confiables, las Fuerzas Aéreas rusas están reclutando voluntarios, tanto pilotos retirados como pilotos en servicio activo, para formar parte de esta nueva división de aviación de operaciones especiales. El grupo estará compuesto por tres escuadrones, incluyendo uno equipado con cazabombarderos Su-34, otro con bombarderos de primera línea Su-24 y un tercero con helicópteros de ataque.



· Debido a los reiterados incidentes que se han producido en el Mar Negro como en el Mar Báltico la OTAN ha desplegado sus cazas F-22 próximos a la frontera con Ucrania. Entre estos eventos, podemos mencionar la caída de un UAV Reaper (marzo) por el sobrevuelo peligroso de un caza ruso y últimamente por el sobrevuelo muy próximo a una aeronave polaca de la guardia fronteriza (mayo). En estos últimos días también fueron interceptados por Rusia un avión de patrulla marítima P-3C de Alemania y un antisubmarino Atlantic 2 de Francia sobre el Mar Báltico.

· Debido al alto empleo de misiles de crucero por parte de Rusia, investigadores han observado el empleo de lotes nuevos de misiles, fabricados en el último trimestre de 2022 lo que evidencia que las reservas de municiones de Rusia se han reducido tanto que las armas se emplean en la guerra solo unos meses después de su montaje.

· Las armas nucleares tácticas presentan un dilema en el conflicto Ucrania-Rusia. Se teme que Rusia pueda utilizar la estrategia de “escalar para desescalar” y desplegar armas nucleares tácticas para detener un ataque convencional abrumador.

Con el Tratado de START III suspendido por Rusia, parece que la era del control de las armas estratégicas ha terminado. Mientras tanto, Rusia ha desplegado armas nucleares en Bielorrusia y ha estado entrenando a pilotos bielorrusos sobre cómo usarlas.

Comments


Image00016_edited.jpg

Pucará Defensa

Análisis, opinión e información estratégica sobre Defensa y Seguridad en América Latina 

bottom of page