top of page
Buscar

Rusia presiona a Ecuador para frenar la entrega de armamento de origen ruso a Estados Unidos

Tras el anuncio realizado el pasado 10 de enero por el presidente de Ecuador, Daniel Noboa, de que había acordado la entrega a Estados Unidos del material de origen ruso que poseen las Fuerzas Armadas de su país (https://www.pucara.org/post/ecuador-entregar%C3%A1-su-material-militar-ruso-a-estados-unidos-a-cambio-de-equipamiento), el gobierno ruso, junto a las fuerzas el ex presidente Rafael Correa, iniciaron una fuerte campaña de presión para impedir la transferencia de las mismas.



Por un lado, Rusia denunció que la entrega del armamento incumplía los acuerdos firmados en 2008 que impide a los compradores de armas a Rusia venderlas o donarlas a otros países sin la autorización de Moscú. Ecuador, en este sentido, indicó que el material está fuera de servicio y era considerado equipamiento en desuso e incluso el presidente Noboa se refirió al mismo como chatarra.

A la vez, anunciaron la suspensión de bananas de Ecuador el 5 de febrero, siendo que Rusia compra el 23 % de las bananas de dicho país (por un valor de 700 millones de dólares), y de claveles (las exportaciones de flores ecuatorianas a Rusia tienen un valor de 100 millones de dólares anuales), alegando en ambos casos cuestiones fitosanitarias. En el caso de la banana, planteaban la presunta presencia en varios cargamentos de la mosca jorobada (Megaselia Scalaris), aunque la Agencia de Regulación y Control Fito y Zoosanitario (Agrocalidad) de Ecuador informó que la mosca jorobada no afecta el banano, aunque agregó que reforzarían controles en la cadena de producción y exportación.

En el caso de los claveles, Rusia frenó la importación el 9 de febrero aduciendo también la presencia de plagas, pidiendo a Alemania, Letonia, Lituania y Países Bajos que hagan lo mismo porque sino restringirían también el ingreso de flores de esos países.

Si bien Rusia puede presionar comercialmente a Ecuador, es preciso tener en cuenta que mientras, a valores de 2021, las exportaciones ecuatorianas a Rusia fueron por un valor de 1.010 millones de dólares (https://oec.world/es/profile/bilateral-country/ecu/partner/rus), las que se hicieron a Estados Unidos fueron por 6.500 millones (https://oec.world/es/profile/bilateral-country/ecu/partner/usa), la economía ecuatoriana está dolarizada y el gobierno de Noboa es mucho más cercano a Estados Unidos, país con el que viene trabajando en acuerdos para combatir al crimen organizado, principal flagelo que hoy enfrenta la sociedad ecuatoriana. A la vez, en enero pasado Ecuador pidió a Estados Unidos que se dé el Estatus de Protección Temporal (TPS, por sus siglas en inglés) a los ecuatorianos que están en condición migratoria irregular, lo cual ya había sido negado en 2016 y podría ser una moneda de cambio por el armamento. Por otro lado, Ecuador cuenta con una mayor cantidad de material de origen estadounidense que ruso, cuya sostenibilidad podría verse afectada si Ecuador decide aceptar la presión rusa.

Pocos días después, los dos gobiernos informaron que se habían levantado ambas restricciones a la exportación, aunque aclararon que era algo que no tenía que ver con la entrega del armamento ruso a Estados Unidos.

 



Armamento

El pasado 16 de febrero el embajador ruso en Ecuador, Vladímir Sprinchán, dijo que “dado su estatus neutral y su membresía permanente en la ONU, Ecuador no debería permitirse verse arrastrado a un conflicto por ninguna de las partes involucradas” y, según él, Ecuador desistía de la entrega del armamento, lo cual no fue confirmado por el gobierno ecuatoriano. La canciller de Ecuador, Gabriela Sommerfeld explicó ante la Asamblea de Ecuador el pasado 19 de febrero, que “hay un lineamiento claro del Presidente de la República del Ecuador en cuanto a que el Ecuador no enviará material bélico alguno al país que tenga un conflicto armado internacional. Ecuador es parte del Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas y, como miembro, nosotros promulgamos la resolución de conflictos siempre respetando el derecho internacional y la solución pacífica a estas controversias”. En lo que algunos interpretaron como una confirmación de que no se entregaría el armamento, también es importante tener en cuenta que el armamento se entregaría a Estados Unidos y no a Ucrania. Luego, Estados Unidos sería el encargado de enviarlo a Ucrania, por lo que la canciller no negó la entrega de las armas a Estados Unidos. En este sentido, consultada sobre la notificación oficial de no enviar el armamento ruso a Estados Unidos y el protocolo de ejecución sobre el acuerdo con ese país, Sommerfeld dijo que ese protocolo no existe, sino que está en elaboración, y que tampoco tiene ningún informe que determine que el material bélico ruso es una chatarra.

Por ahora quedará ver si Ecuador cede a la presión rusa o a la estadounidense, aunque los lazos comerciales y políticos hacen creer que se inclinará por los segundos y entregará el material militar ruso a Estados Unidos en algún momento de 2024.

 

Comments


Image00016_edited.jpg

Pucará Defensa

Análisis, opinión e información estratégica sobre Defensa y Seguridad en América Latina 

bottom of page